Asalto con Arma Mortal

En California, el asalto con arma mortal es considerado uno de los principales delitos de agresión, después de los delitos de asesinato y homicidio. Se trata de un delito violento, conocido por sus siglas en inglés como “ADW”, en el cual una persona ataca a otra con un arma mortal o haciendo uso de la fuerza, la cual probablemente produciría una lesión  corporal grave en otro.

De acuerdo con las leyes de California, casi cualquier objeto podría constituir un arma mortal, siempre y cuando éste tenga el potencial para ser utilizado en una manera que pueda producir lesiones corporales graves o incluso pueda causarle a otro la muerte. Acciones tales como tratar de apuñalar a una persona con un cuchillo o utilizar un perro de raza agresiva como un pitbull para atacar a otra persona, son ejemplos por los cuales una persona puede ser acusada de la comisión de este delito.

Una condena por asalto con arma mortal puede traer consecuencias negativas como la pérdida del derecho al voto y a poseer un arma de fuego, el cumplimiento de sentencias en prisión y el pago de onerosas multas. Incluso si usted es un inmigrante, una condena por razón de este delito, puede ocasionar su deportación. 

Si usted actualmente presenta cargos por asalto con arma mortal, contratar un abogado de asalto con arma mortal en San Diego del Bufete de Defensa Criminal, con amplio conocimiento y experiencia en el tema, le ayudará a mitigar los posibles estragos, mediante la aplicación de la estrategia de defensa más sólida y adecuada para su caso en concreto.

¿En qué consiste el asalto con arma mortal en California?

El asalto con arma mortal ocurre cuando una persona ataca a otra o intenta atacar a otra con un arma mortal, o un arma cualquiera diferente de un arma de fuego, o cuando una persona asalta a otra mediante el uso de la fuerza para probablemente producirle graves lesiones corporales.

¿Qué es considerado un arma mortal en California?

Un arma mortal es cualquier objeto, instrumento que sea usado de tal manera que sea capaz de producir, o que probablemente produzca, graves lesiones corporales. Ejemplos de arma mortal incluyen mas no se limitan a los siguientes:

  • Cuchillo
  • Botella
  • Tijeras
  • Rocas
  • Ladrillo
  • Químicos
  • Bombas
  • Perro de raza agresiva/feroz
  • Vehículo automotor
  • Arma descargada (cuando es usada para golpear a otro)

Sin embargo, objetos más comunes como un bate de béisbol, la punta de un tacón o incluso un tenedor o un lápiz pueden ser considerados armas mortales debido a que cualquier objeto, siempre y cuando sea utilizado en una manera que pueda producir lesiones corporales graves o incluso pueda causar a otra persona la muerte, puede llegar a ser considerado como arma mortal y por ende usted podría tener que enfrentar cargos de este tipo.

¿Cómo puedo ser declarado culpable de asalto con arma mortal en California?

Para que usted sea declarado culpable y condenado por el delito de asalto con arma mortal, el fiscal deberá probar más allá de toda duda razonable, los siguientes elementos:

  • Arma mortal/Aplicación de fuerza: Que usted cometió un acto contra otra persona el cual probablemente resultaría en la aplicación de fuerza;
  • Grave Lesión Corporal: Que el acto fue realizado con un arma mortal o mediante el uso de fuerza la cual probablemente produciría graves lesiones corporales;
  • Voluntariamente: Que usted realizó el acto voluntariamente y a propósito;
  • Consciencia de los hechos y sus resultados: Que usted sabía razonablemente que el acto llevaría a una persona razonable a creer que dicho acto resultaría en la aplicación de fuerza sobre otra persona;
  • Capacidad: Que usted tenía la capacidad de aplicar fuerza con un arma mortal que probablemente produciría graves lesiones corporales;
  • Fuerza NO usada en defensa: Que usted NO actuó en defensa propia o en defensa de otra persona.

Una grave lesión corporal se define como aquella lesión física sustancial o considerable. En otras palabras, se trata de una lesión mayor que un daño menor o moderado. Algunos ejemplos de grave lesión corporal podrían ser: cortes o laceraciones que requieran atención quirúrgica, huesos rotos, hematomas en los ojos, entre otros.

Cabe resaltar que no es necesario que usted cause una lesión sobre la persona para que sea condenado por el delito de asalto con arma mortal, aunque si hay lesiones corporales de por medio, éstas pueden ser consideradas como evidencia. En otras palabras, si usted emplea un arma mortal para asustar, intimidar o amenazar a otra persona, sigue estando en riesgo de ser condenado con ocasión de este delito, debido a que este hecho puede ser suficiente para ser acusado. Lo que realmente resulta determinante es si el acto que usted llevó a cabo podría haber dado lugar a la aplicación de la fuerza. No se trata tampoco de si la fuerza realmente se aplicó.

Si usted lanza por ejemplo un cuchillo hacia otra persona pero no alcanza a golpearla o tocarla, aún así usted se encuentra en riesgo de ser acusado de asalto con arma mortal. Esto se justifica porque un cuchillo es considerado un arma mortal y al lanzarlo sobre alguien más, usted supo o razonablemente debió saber que dicho acto resultaría en una grave lesión corporal para la otra persona.

En cuanto al acto, el cual debe ser realizado de manera voluntaria o a propósito. Sin embargo, no necesariamente usted ha debido tener la intención de romper la ley u obtener alguna ventaja.

Con base en lo anteriormente expuesto, los siguientes constituyen ejemplos de asalto con arma mortal:

  • Intentar apuñalar a una persona con el pico de una botella rota.
  • Lanzar un ladrillo durante una pelea, dirigido a la cabeza de otra persona.
  • Utilizar un perro de raza agresiva o feroz para atacar a una persona.
  • Perseguir a una persona con un cuchillo.

¿Qué factores se tienen en cuenta para determinar si el asalto con arma mortal efectivamente ocurrió?

Algunos de los factores más utilizados por la Corte para determinar si un incidente de asalto con arma mortal ocurrió, incluyen pero no se limitan a:

  • Amenazas o palabras que usted haya utilizado.
  • La proximidad física entre el arma y la presunta víctima.
  • Las características físicas del arma involucrada.
  • La manera en que usted utilizó el arma.
  • La capacidad del arma para causar graves lesiones corporales o la muerte.

Cabe resaltar que cada caso es diferente, y por ende cada uno debe ser examinado en detalle o a profundidad con base a los hechos que le dieron lugar. Un abogado defensor en San Diego del Bufete de Defensa Criminal, con amplio conocimiento y experiencia en el tema, le brindará la asesoría y el acompañamiento que usted requiere durante el proceso.

¿Cuándo un cargo de asalto con arma mortal puede convertirse en un cargo de intento de asesinato?

Aunque en ambos delitos, es decir, tanto en el asalto con arma mortal como en el intento de asesinato, se utiliza un arma mortal, la intención es el elemento diferenciador entre uno y otro.

Si bien es cierto que un cargo por asalto con arma mortal puede convertirse en un cargo por intento de asesinato, para que ello suceda, el fiscal deberá probar más allá de toda duda razonable que usted tenía la intención de matar a la otra persona. En el Estado de California, dicha intención puede demostrarse a través de acciones.

Por ejemplo, si dos personas están peleando, y una de ellas saca una navaja e intenta apuñalar a la otra persona directo en el corazón, fácilmente se podría hacer creer al jurado que la persona que atacó, tenía la intención de matar a su contrincante, por lo que la persona podría verse expuesta a un cargo por intento de asesinato en lugar de un cargo de asalto con arma mortal.

¿Cuáles son las sanciones que se imponen en casos de delitos de asalto con arma mortal en California?

Teniendo en cuenta que por la presunta comisión del delito de asalto con arma mortal usted puede enfrentar cargos ya sea como delito menor o delito mayor, este delito es considerado lo que se conoce como “wobbler”. La determinación acerca de si el delito será tratado como uno menor o mayor, depende de las circunstancias específicas que rodean el caso, con base en ellas el fiscal toma en consideración factores tales como: si hubo o no contacto físico o lesión corporal, el tipo de arma utilizada, sus antecedentes penales, el grado o severidad de la lesión en caso de que se haya producido alguna y la profesión que ejerce la víctima, entre otros.

Así por ejemplo, si el delito fue cometido con un arma mortal de las que pueden encontrarse fácilmente en casa, como un cuchillo o un martillo, el delito no ocasionó ningún tipo de lesión y usted no tenía antecedentes penales o condenas previas, muy probablemente el fiscal presentará cargos por asalto con arma mortal como delito menor.

Por ello, si usted se encuentra expuesto a cargos por el delito de asalto con arma mortal como delito menor, podría ser sentenciado a cumplir tiempo en una prisión del condado de hasta un año y/o multa de hasta máximo $1.000. La condena también puede contemplar otras sanciones como la indemnización de la víctima, servicio comunitario o si usted es el dueño del arma involucrada en el incidente, esta puede ser incautada.

Sin embargo, si por el contrario, el delito es cometido con un arma de fuego, la víctima recibió algún tipo de lesión corporal grave y/o usted tenía antecedentes penales o condenas previas, es mucho más probable que el fiscal presente cargos por asalto con arma mortal como delito mayor.

Así las cosas, si usted se encuentra expuesto a cargos por el delito de asalto con arma mortal como delito mayor, podría tener que enfrentar 2, 3, o hasta 4 años en prisión estatal y/o multas de hasta máximo $10.000. Otras sanciones incluyen: confiscación del arma e indemnización a la víctima, si aplica.

Para ambas formas del delito de asalto con arma mortal, es decir, tanto como delito menor como delito mayor, se concibe la posibilidad de cumplir libertad condicional, de acuerdo con la cual usted podría cumplir al menos parte de su sentencia fuera de la cárcel o prisión.

¿Qué sucede cuando la víctima del delito de asalto con arma mortal es un agente de policía o un bombero?

Como se mencionó anteriormente, uno de los factores que incide en la determinación del asalto con arma mortal como delito menor o mayor es la profesión que ejerce la víctima o persona atacada como consecuencia de la comisión del delito.

En este orden de ideas, si la presunta víctima de asalto con arma mortal es un agente de policía o un bombero en ejercicio de sus funciones, y usted sabía o debió haber sabido razonablemente que la persona era un agente de policía o bombero en ejercicio de sus funciones, los cargos son presentados como delito mayor, y aún cuando no haya ningún arma de fuego involucrada, la condena podrá contemplar el cumplimiento de tiempo en prisión de hasta 5 años.

¿Qué sucede cuando en el asalto con arma mortal hay un arma de fuego involucrada?

Si el arma mortal que usted presuntamente usó fue un arma de fuego, entonces sanciones más severas son aplicadas, por tratarse de un agravante. Si se trata de un arma de fuego ordinaria, la ofensa es también un “wobbler” y por ello los cargos pueden ser presentados como delito menor o mayor. Como delito menor la condena podría ser como mínimo de 6 meses en prisión y máximo 1 año. Si usted es condenado como delito mayor, es posible que termine cumpliendo una sentencia de 2, 3, o 4 años en prisión.

Ahora bien, si la presunta arma utilizada era semiautomática, usted podría enfrentar una sentencia de prisión de 3, 6 o 9 años. Por su parte, si el arma empleada era una ametralladora o un rifle de asalto, la sanción se incrementa y usted podría verse sujeto al cumplimiento de pena de prisión de 4, 8 o hasta 12 años.

¿En qué consiste la Ley de los Tres Delitos y Fuera y cuál es su relación con los delitos de asalto con arma mortal?

De acuerdo con la Ley de los Tres Delitos y Fuera, si usted ha sido condenado por segunda vez por un delito mayor, deberá ser condenado al cumplimiento de una sentencia de prisión por el doble del plazo establecido para ese delito en específico. Asimismo, si usted ha sido condenado con tres “strikes”, recibirá a cambio una sentencia obligatoria que va de 25 años a cadena perpetua.

Ahora bien, en algunos casos una condena por el delito de asalto con arma mortal puede contar como “strike” bajo lo dispuesto por la Ley de los Tres Delitos y Fuera. Una condena con ocasión de este delito constituye un “strike” en los siguientes eventos:

  • Cuando graves lesiones corporales son producidas;
  • Cuando la víctima era un agente en representación de la Ley o funcionario de policía; o
  • Cuando un arma de fuego estuvo involucrada.

Cabe resaltar que solo cuando el delito de asalto con arma mortal es considerado un delito mayor, puede dar lugar a un “strike”. Es por ello que una condena por asalto con arma mortal que constituye un “strike”, sumada a algún otro cargo por delito mayor en California que usted enfrente en el futuro, resultará en una sentencia de prisión por el doble del plazo fijado, si usted resulta también condenado.

A su vez, si dado el caso usted acumula un total de tres condenas que constituyen tres “strikes” de conformidad con las leyes de California, la sentencia por la tercera condena será de 25 años a cadena perpetua en una prisión estatal.

¿Cuáles son las estrategias de defensa más comúnmente utilizadas para casos de asalto con arma mortal en California?

Las siguientes son las estrategias de defensa comúnmente utilizadas en casos de asalto con arma mortal en California:

Falsa acusación

En muchas ocasiones, las personas son acusadas de cometer delitos que en realidad no cometieron. Esto puede suceder por ejemplo, debido al error de un testigo al identificar a un sospechoso, o incluso una persona motivada por la rabia, el egoísmo o la venganza puede levantar erróneas acusaciones en contra suya. Un buen abogado especialista criminal en San Diego, del Bufete de Defensa Criminal, podrá examinar en detalle los antecedentes y motivaciones de la presunta víctima y establecer cuando se trate de una falsa acusación.

Legítima defensa

Usted puede vencer un cargo de asalto con arma mortal al alegar legítima defensa, es decir, argumentando que la única razón por la cual utilizó un arma mortal fue para su propia protección o la de otra persona.

Esta estrategia de defensa, es uno de los argumentos más utilizados en estos casos. Sin embargo, para establecer que usted actuó en legítima defensa, es necesario probar lo siguiente:

  • Que usted creía de manera razonable que se encontraba en inminente peligro de sufrir daño o muerte;
  • Que usted creía de manera razonable que usar la fuerza era necesario para prevenir dicho daño; y
  • Que usted solo usó la cantidad de fuerza necesaria para detener la amenaza.

Como puede verse, para que la estrategia de defensa de legítima defensa sea válida o exitosa, es importante que se pueda demostrar que usted de manera razonable creyó que usted mismo u otra persona se encontraban en inminente peligro y por ello fue necesario el uso de la fuerza en una cantidad no mayor a la necesaria.

Falta de intención / Ausencia de dolo

Uno de los principales elementos que constituyen el delito de asalto con arma mortal es que usted haya actuado voluntariamente con la intención de producir graves lesiones corporales a la víctima. De acuerdo con esto, si usted accidentalmente ataca a otra persona sin la intención de hacerlo o sin un propósito específico, su conducta no califica como asalto con arma mortal y por tanto una acusación en su contra con base en este delito no está destinada a prosperar.

Incapacidad para llevar a cabo el delito

Si cuando usted actuó, su conducta no tenía la capacidad de llevar a cabo el asalto, o para aplicar fuerza que produciría graves lesiones corporales con un arma mortal, o de otro modo, usted no es culpable por la comisión de este delito.

Falta de arma mortal

Otra estrategia de defensa se refiere al arma utilizada, si ésta no consistía en un arma mortal, entonces usted no puede ser condenado por el delito de asalto con arma mortal. Bajo este orden de ideas, usted deberá demostrar que aún cuando cometió un asalto, no lo hizo con un arma mortal.

Consentimiento de la presunta víctima

Una estrategia de defensa también aplicable en casos de asalto con arma mortal es argumentar que la presunta víctima consintió o estuvo de acuerdo con la conducta llevada a cabo por usted.

Identificación errónea

Son muchos los factores que pueden incidir en la capacidad de una persona de recordar al perpetrador de un delito, ya sea por la baja iluminación del lugar o la sugestión de la policía, entre otros. Por ello, por el simple hecho de que un testigo lo haya identificado a usted como el presunto culpable no quiere decir necesariamente sea así, debido a que ello debe ser probado por el fiscal, más allá de toda duda razonable.

Contactar hoy un abogado de asalto con arma mortal cerca de mí

Si actualmente usted o alguno de sus seres queridos enfrenta cargos por asalto con arma mortal, un buen abogado especialista criminal en San Diego, del Bufete de Defensa Criminal, protegerá sus derechos y aumentará sus posibilidades de conseguir que los cargos sean reducidos de delito mayor a menor, lo cual conlleva a sanciones mucho menos rigurosas; incluso en el mejor de los escenarios, los cargos podrían llegar a ser desestimados al demostrar con éxito que las alegaciones contra usted eran incorrectas o falsas.

Nuestro equipo de abogados de asalto con arma mortal en San Diego, le brindará a usted el asesoramiento que necesita y empleará la mejor y más apropiada estrategia de defensa teniendo en cuenta las circunstancias particulares que rodean su caso. Contáctenos hoy al 619-722-5858 y obtenga una consulta totalmente confidencial y gratuita con nosotros.

Evaluación gratuita de casos

Contactanos 619-722-5858 24/7 si desea contratar excelentes abogados

Los Angeles Criminal Attorney Review

Facebook Reviews for Criminal Defense

Los Angeles Criminal Attorney Reviews